MASAJES TÁNTRICOS EN TANTRA PALACE MADRID. ¡LLÁMANOS! 912 500 040
Tipos de orgasmos femeninos: clitoriano y vaginal

El placer, o, mejor dicho, el buen placer, parte de la experiencia y de la evidencia científica. Durante muchos años, no se dio importancia al placer de la mujer, y mucho menos se pensaba que existieran diferentes tipos de orgasmos femeninos. Por eso, su insatisfacción en el sexo era palpable al no conseguir la misma reacción que sus compañeros de juegos masculinos. Sin embargo, hay todo un mundo de sensaciones en el cuerpo de la mujer, al que solo se puede acceder conociendo cómo funciona.

Una de las concepciones más erróneas, es que las mujeres experimentan solo una forma de orgasmo, a la que llegan fácilmente con las habilidades amatorias de su pareja durante la penetración. Nada más lejos de la realidad. Ese es solo un tipo de orgasmo, el vaginal, al que de hecho es mucho más difícil llegar y solo un pequeño porcentaje de la población experimenta.

Tipos de orgasmos femeninos

Una mujer puede experimentar hasta cuatro tipos de orgasmos diferentes. Si al principio te cuesta conseguirlos, sigue practicando, porque perfeccionar la técnica es lo más útil para llegar al paraíso.

Orgasmo clitoriano

Como su nombre indica, se consigue a través de la estimulación del clítoris. Es bastante frecuente y fácil de sentir por la mayoría de las mujeres, en compañía de una pareja o solas, mediante la masturbación. El clítoris es un pequeño órgano repleto de terminaciones nerviosas, diseñado únicamente para dar placer, aunque la experiencia será mucho más satisfactoria si en el proceso se estimulan también otras zonas de los genitales. En caso de que te cueste llegar al clímax, puedes agregar en tus experimentos sexuales el uso de juguetes como vibradores, que intensifican y aceleran el proceso.

Orgasmo vaginal

El otro tipo de orgasmo más conocido es el vaginal, aunque este se da con menos frecuencia porque alcanzarlo es más difícil, incluso hay quien defiende que no se puede conseguir sin estimular también el clítoris. El orgasmo vaginal tiene lugar gracias a la estimulación del famoso punto G, una zona del interior de la vagina formada por tejido rugoso muy sensible. La forma de practicar el sexo también influye en la consecución del orgasmo vaginal, por eso puede ser muy útil el uso de vibradores curvados, pensados para la estimulación directa del punto G.

Otros orgasmos femeninos

Los dos anteriores son lo más básicos, y, sobre ellos, existen un par de combinaciones más difíciles de conseguir, pero muy interesantes para descubrir el verdadero potencial del cuerpo femenino en el placer.

Orgasmo combinado. Es la combinación del orgasmo vaginal con el clitoriano, estimulando el clítoris y el punto G al mismo tiempo. Se consigue así una explosión perfecta de placer gracias al incremento de terminaciones nerviosas que se estimulan a la vez.

Orgasmo múltiple. Este modelo también puede incluir ambos tipos de orgasmos, o puede incluir solo uno. En todo caso, la clave reside en que se tienen varios orgasmos seguidos, sean del tipo que sean, y se consigue estimulando nuevamente las zonas erógenas tras un orgasmo. Desafortunadamente, esta forma de orgasmo no es posible para todas las mujeres.

Lo que tienen en común los distintos tipos de orgasmos femeninos, es que todos tienen la función de hacer experimentar a la mujer el máximo placer en su cuerpo y en su cerebro. No olvides que la clave para conseguirlos todos es entrenar y entregarse al disfrute sin reservas. ¿Conocías todas estas variaciones del placer de la mujer?

Comparte

Aún no hay comentarios

Déjanos un comentario

No te preocupes, no usaremos tu correo para envíos no deseados.

No utilizaremos tu dirección para enviar spam